Tiempo de lectura: < 1 minuto

Los tres campamentos, de los denominados de verano, o estacionales, son la prueba que marca la ruta de Augusto hacia tierras de los galaicos con el objetivo de atacar por los flancos a los astures, en el contexto de las guerras del siglo 19 a.C.

Lo curioso es que, de alguna manera, estos campamentos llevaban “descubiertos” desde el siglo pasado gracias a la fotografía aérea de aviones estadounidenses en 1957. Sin embargo, no es hasta la actualidad cuando se han cruzado estas imágenes con otras técnicas y es cuando han salido a la luz los perímetros de las construcciones romanas.

“Un estudio arqueológico realizado por, entre otros, el arqueólogo de la Junta en León, Julio Vidal, y miembros del Centro Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) las Universidades de Oviedo y Santiago de Compostela, certifica la existencia de tres zonas campamentales romanas ‘de verano’ en la frontera entre Galicia y El Bierzo en la provincia de León y en parajes montañosos entre los mil y los mil quinientos metros de altura.

Publicado en el número 29 de ‘Anales de Arqueología Cordobesa’ en el año 2018  —y firmado por Vidal, David González Álvarez, del Instituto de Ciencias del Patrimonio del CSIC, Andrés Menéndez Blanco, de la Universidad de Oviedo y José Manuel Costa-García, de la Universidad de Santiago de Compostela—, se basa en la confrontación de las fotos aéreas tomadas desde 1945 hasta 2014 en España y diversas técnicas modernas de procesos de contorno y generación de curvas de nivel para ortofotos digitales por satélite.”

Noticia completa en Ileón

FuenteConfirman la presencia de campamentos romanos en la entrada gallega al Bierzo
Artículo anteriorNovedades sobre la construcción y funcionalidad de la torre de Hércules
Artículo siguienteSegunda campaña arqueológica del castro de Antrialgo (Piloña)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here