Céltica es un viaje fotográfico que emprendí hace unos años. Está compuesto de pequeñas escapadas de mayor o menor duración a las distintas naciones de la fachada occiental de Europa, en busca de la Cultura Celta Atlántica

Este viaje me permite constatar las afinidades entre los territorios de lo que yo llamo Céltica Contemporánea y de rebote conocer mejor mi Asturies natal.

La cuestión celta. Una pregunta que no tiene una respuesta fácil

Una de las cosas que aprendes cuando empiezas a estudiar la cultura celta es que es difícil conceptualizar las cosas. El propio término “celta” es objeto de estudio y de formulación teórica, pero se escurre entre los dedos de los académicos provocando de paso airadas discusiones entre los defensores y detractores del concepto.

Así que al final opté por definir qué es para mi la Céltica, y llegué a la conclusión de que, como primer paso, es un territorio, que ha ido evolucionando en el tiempo. Está compuesto por regiones que, esencialmente, se reconocen como celtas a sí mísmas. Se circunscribe a las regiones de la Europa Atlántica comprendidas entre el Norte de Portugal por el sur, y Escocia por el norte.

En segundo lugar son unos rasgos culturales comunes. Los pueblos de la fachada occidental de Europa comparten una serie de características culturales que vienen condicionadas en gran medida por el propio medio en el que se ubican. Son sociedades ribereñas de un mismo océano, y además comparten clima e incluso una serie de características naturales y físicas del terreno en el que se asientan.

En tercer lugar es un periodo de tiempo. Intento comprender estos territorios a través del estudio de su Historia y de la Arqueología que cada día nos sorprende con nuevos descubrimientos. Soy partidario de los procesos de "larga duración" y entiendo que un pueblo es la suma de toda su historia, y que las tradiciones perduran a lo largo de periodos amplísimos de tiempo.
Muchos de estos territorios se ubican en los promontorios conocidos desde la antigüedad como “Finisterres”, el final del mundo para las culturas clásicas volcadas en el Mediterráneo. Lo cierto es que, precisamente nuestra visión de la Historia de estos territorios y sus culturas está muy condicionado por la visión clásica mediterránea de estos pueblos, no por sus fuentes directas.

A través de ellas, desde los mismos griegos hasta el siglo pasado, los europeos nos hemos ido creando una visión, no siempre positiva, de estas naciones que habitan el extremo occidental del continente. Sin embargo, la Histora está en un continuo avance, empujada por otras ciencias auxiliares, como la arqueología, e incluso la genética, que están modificando y descubriendo en el occidente europeo un mundo diferente al de la visión parcial y distorsionada de las fuentes clásicas.

Y esto es lo que te puedes encontrar aquí.

En el ámbito de la Historia y Arqueología de la Céltica contemporánea nuestra temática abarca desde el megalitismo atlántico hasta la época medieval, en la que se constituyen las naciones y países como tal en gran parte de la Europa occidental. Algunos de esos sucesos están en la génesis de los territorios que hoy consideramos "naciones celtas". Observamos similitudes entre los hallazgos arqueológicos y culturas antiguas de los pueblos de la Céltica atlántica.

En el ámbito de la cultura hablamos de Folklore, es decir, la suma de tradiciones, mitología y modos de vida de estas naciones. Es precisamente aquí donde encontramos muchas afinidades entre los diversos territorios en forma de narraciones, cuentos y costumbres.

En el ámbito contemporáneo recogemos informaciones sobre el movimiento cultural conocido como interceltismo, que es el que intenta conectar a través del conocimiento de su pasado y presente todas estas naciones. Prestamos especial atención a publicaciones, multimedia y música folk atlántica, la mal llamada "música celta" donde hay un importante movimiento de interconexión cultural entre todos estos pueblos.

Espero que disfrutes el viaje. ¿Vamos?
The Celtic Realm
En 2006 National Geographic realiza un estudio que trataba de definir las raices de los europeos, poniendo de manifiesto la multi culturalidad del continente. Para los interesados en la cultura celta, nos dejó un mapa, una representación actual de lo que se considera, por científicos, lingüístas, y estudiosos de la materia, lo que nosotros llamamos Céltica contemporánea. O si queda más claro, las tierras célticas de la actualidad.

Los criterios que se siguieron en ese estudio son esencialmente culturales, tanto por la lengua (los seis paises tradicionales, que aún mantienen alguna lengua celta: Irlanda, Escocia, Gales, Man, Cornualles, Bretaña) como los territorios que han sido asimilados a esta cultura por parecidos tanto etnográficos como de tradiciones. Asturias, Galicia y la región de Minho en Portugal (aproximadamente el área de extensión de lo que conocemos como cultura castreña).

Para nosotros este mapa es solo un instrumento de trabajo que nos sirve para estudiar un mundo con lazos cada vez más estrechos por todo el Arco atlántico, y al mismo tiempo, para poner de relieve a través de esta página, que los territorios de este mapa comparten un mundo atlántico que es complementario, aunque ajeno, al tradicional punto de vista con el Mediterráneo como centro.