Tiempo de lectura: 7 minutos

Estos días se está hablando mucho en la prensa británica de un descubrimiento arqueológico que está considerado un record Guinness.

No me gusta el concepto de «tesoro» aplicado a la arqueología, me hace pensar en villanos de peli de Indiana Jones más preocupados de ganarse un buen puñado de dólares que en equipos de investigación arqueológica preocupados por conocer el pasado. Hago uso de ese término en este artículo por ser la manera de la que lo nombran en las fuentes de información británicas.

Monedas en el tesoro de Jersey.(Foto: SWNS)

Os hablo de un descubrimiento espectacular por la cantidad de monedas aparecidas, y del tratamiento periodístico, a mi modo de ver, nefasto por los términos en los que se cuenta. Hago una síntesis de la información que los investigadores han logrado descubrir gracias al análisis en el laboratorio.

El contexto histórico del tesoro de Grouville

Hacia el 50 a.C. Roma dirigía sus legiones al norte de la Galia. Lo más duro de la campaña militar llevada a cabo en el país por Julio César ya se había llevado a cabo, y Julio César y sus generales ya tenían puestos los ojos en Britania.

Las noticias del severo castigo que las tropas romanas habían impuesto a las tribus rebeldes de la Galia sería de sobra conocida entre las tribus de Armórica y las costas del norte de Galia y Bélgica. Lo cierto es que supongo que se darían cuenta de la avidez de metales preciosos de los generales romanos y en un momento concreto decidieron que las islas del Canal podían ser un buen lugar para esconder un tesoro. Algo que se ha hecho a lo largo de la historia en muchas ocasiones.

La toma de Alesia. Obra de
Lionel Royer – Musée CROZATIER du Puy-en-Velay. — http://www.mairie-le-puy-en-velay.fr. http://forum.artinvestment.ru/blog.php?b=273473&langid=5

Quizá pensaron que Roma no repararía en unas pequeñas islas sin interés en medio de la costa gala, y sinceramente creo que acertaron. El tesoro no fue descubierto hasta 2000 años después. César nunca lo tocó.

Me pregunto qué habrá sido de los que lo enterraron, aunque me puedo suponer que no superaron el enfrentamiento con las legiones.

Esconder las monedas, una práctica habitual en la Edad del Hierro

Los descubrimientos de acumulaciones de monedas no son extraños en los asentamientos de la Edad del Hierro. Suelen responder a una situación de conflictos, como por ejemplo la ocupación romana. Aparecen de varias maneras: dentro de vasijas cerámicas que a su vez se entierran, o se esconden en grietas, se entierran… Una práctica que no solo se realiza con las monedas, sino con otros objetos de valor como os podeis imaginar.

Lo llamativo de los descubrimientos en tierras de Britania es el número y magnitud de los hallazgos.  Por ejemplo en 1956 se descubre el tesoro de Le Câtillon (Isla de Jersey) en el que aparecen 2500 piezas armoricanas, belgas y del sur de Britania.

Monedas con pieza de oro. Foto Jersey Heritage

En 1978 se produjo el hallazgo más grande de la historia de la isla hasta aquel momento, un conjunto de 54.951  monedas romanas del siglo III d.C. en un recipiente cerámico, en la ciudad romana de Cunetio, en la actual Wiltshire.

Poco pensaban entonces que aún había que descubrir un conjunto mayor, el llamado «tesoro de Grouville» (en Jersey de nuevo), que se comenzó a excavar en 2012 y cuya última moneda se extrajo en 2017, haciendo un total de 69.347 piezas britanas y romanas.

Grouville. El descubrimiento del mayor tesoro de monedas celtas de la Historia

El descubrimiento por parte de dos «piteros», es decir, dos buscadores con detectores de metales, tuvo lugar cuando la hija de un granjero les informó de que cuando era pequeña, su padre había encontrado una olla llena de monedas cuando arrancaban las raices de un árbol. Otra historia cuenta que estaba sembrando patatas cuando descubrió las monedas que dió a su hija y que ésta cambió por cómics. Sea lo que fuere, los buscadores sospechaban desde los años 80 del siglo pasado, que en esta zona había monedas.

REG MEAD, RICHARD MILES. Foto Telegraph. Extraida el 9/2/20 https://www.telegraph.co.uk/news/2020/02/02/detectorists-find-britains-largest-ancient-coin-hoard-discovering/

Según ellos llevaban más de 30 años explorando la zona. La sorpresa fue mayúscula cuando un día de 2012, según uno de los dos descubridores,  encontraron más de 60 monedas de plata y una de oro, como os podeis imaginar no es lo habitual. Siguieron explorando y desenterrando monedas hasta que se dieron cuenta de lo que acababan de encontrar. Entonces decidieron pararon de cavar y avisaron a las autoridades.

Moneda de oro del tesoro de Grauville. Foto Jersey Heritage

Lo que descubrieron Richard Miles y Reg Mead superaba las expectativas de cualquier buscador de metales. Ni se imaginaban lo que habían encontrado, sólo lo supieron una vez que un equipo de arqueólogos comenzó la excavación del bloque en el que se encontraban las piezas.

La pareja notificó a Jersey Heritage del hallazgo, y en junio de 2012, arqueólogos de la Société Jersiaise y Jersey Heritage, junto con un experto en monedas celtas, trabajaron para retirar la masa de arcilla de las monedas, que medía 140×80×20 cm  y pesaba unos 750 kg, que desde entonces ha sido llevada al Archivo de Jersey para su limpieza y conservación

Fotos de las excavaciones. https://www.dailymail.co.uk/news/article-2166668/Reg-Mead-Richard-Miles-How-did-feel-10m-Jane-Fryer-hears-finally-luck-struck.html
Fotos de la extracción del bloque. https://www.dailymail.co.uk/news/article-2166668/Reg-Mead-Richard-Miles-How-did-feel-10m-Jane-Fryer-hears-finally-luck-struck.html

Actualmente se considera la mayor reserva de monedas celtas del mundo, tan grande, que los comerciantes de monedas antiguas no querían que saliera al mercado en caso de quedar en manos privadas porque hundiría los precios para este tipo de objetos. Fijaros qué preocupados estaban por el conocimiento que se atesora en ellas.

Qué piezas arqueológicas componen el tesoro de Jersey

Casi 70.000 monedas galas y romanas. Principalmente las monedas eran de los Curiosolites que vivían en la parte norte de Francia (Entre Saint Maló y Dinan), aunque había monedas de los Osismii que también ocuparon la actual Bretaña, así como de Redones y Veliocasses.

Mapa de la Galia. Fuente Wiki Commons

Torques. Once torques de oro, lo que hace que sea la mayor colección de estos objetos de alto estatus jamás encontrada en Europa. La mayoría de los torques están hechos de láminas de oro aplastadas alrededor de un núcleo de hierro.

Monedas britanas. El tesoro también contiene un número de monedas que fueron hechas en el sur de Gran Bretaña, probablemente en Hampshire. Normalmente están fechadas en el 40 A.C., lo que significa que el tesoro sólo puede haber sido enterrado después de la victoria de César en la Galia.

Torques del Tesoro de Grouville. Foto Jersey Heritage

Bolsa de joyas. El tesoro ha conservado inusualmente bien los materiales orgánicos como el cuero y los textiles y justo en el fondo del tesoro se descubrió una bolsa de tela llena de joyas de oro y plata. Del estudio de esta bolsa se espera encontrar mucha información sobre quién enterró el tesoro y tal vez por qué fue enterrado.

Material orgánico. Se descubrieron muchos bichos muertos y trozos de plantas en el tesoro. Entre las monedas había mucha hierba, paja e incluso una hoja de helecho. También milpiés, ciempiés y otros artrópodos que probablemente cayeron en el pozo del tesoro cuando fue enterrado hace dos mil años.

Composición de Jersey Heritge donde se ve la hoja de helecho. Foto: BBC
Descubrir un tesoro de estas dimensiones, un problema legal

Los dos descubridores se enfrentaron a un procedimiento legal que intenta determinar la propiedad del descubrimiento. El problema es qué la ley que protege los descubrimientos arqueológicos de particulares en Inglaterra no está vigente en Jersey que carece de un marco legal para ello. Es una dependencia de la Corona Británica pero no se aplican allí sus leyes de patrimonio.

Lo que ha sucedido es que de momento hay una solución salomónica, el hallazgo ha sido declarado tesoro y se le aplica la legislación de 1996 que básicamente dice que pertenece a la Corona Inglesa (oficialmente pertenece a la Reina) y que así se garantiza su protección, pero los descubridores tienen derecho a su recompensa.

Bloque de monedas antes de ser desmantelado. Foto Jersey Heritage

Actualmente está expuesto en Jersey y esperan que se quede allí como parte del patrimonio de la Isla, a pesar de que las autoridades británicas son muy partidarias de llevar todo resto arqueológico a territorio insular, como han demostrado a lo largo de la historia.

Según el experto que trabaja con las autoridades de Jersey en el estudio del tesoro, para calcular el valor del mismo se ha estimado un precio de unos 150€ de media por moneda es decir unos 8 a 12 millones de euros o más.

 

BIBLIOGRAFÍA COMPLEMENTARIA

«LE CATILLON II:CONSERVING THE WORLD’S LARGEST IRON AGE HOARD» (PDF)EUT Edizioni Università di Trieste. 2019. Extraído 10/02/2019

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here